Hay recetas que saben a verano… A comidas ligeras y refrescantes con siesta, a piscina, a picnic… Y el gazpacho ocupa sin duda un lugar privilegiado entre estas recetas de verano de la gastronomía española por méritos propios en el marco de la dieta mediterránea. De hecho, es importante introducir el gazpacho en la alimentación infantil, ya que es una receta de temporada muy saludable elaborada con hortalizas y verduras y que ayuda a hidratar el cuerpo.

Comidas de verano

El gazpacho tradicional es una sencilla sopa fría elaborada con ingredientes básicos que todos solemos tener en casa, como el tomate (ingrediente fundamental), aceite de oliva, vinagre, pan, pepinos, pimientos, cebolla y ajo. Ingredientes que le dan ese particular y delicioso sabor, que en ocasiones no gusta a muchos niños por el fuerte sabor de muchos de sus ingredientes.

Recetas de Gazpacho

Por eso, y para no desaprovechar los beneficios de este alimento, y a la espera de que poco a poco el paladar del peque se acostumbre a su delicioso sabor, siempre podemos buscar alguna alternativa al gazpacho tradicional, añadiendo por ejemplo las siempre refrescantes frutas.  El gazpacho de fresas sin duda es uno de lo más famosos, aunque hay otras variantes como el de cerezas, de sandía o de melocotón, ideales para endulzarlo y adaptarlo al paladar de los niños. Si prefieres meter alguna verdura más, también puedes preparar un rico gazpacho de calabacín, aunque en este caso, el color verde del calabacín le dará un aspecto totalmente diferente.

Recetas de gazpacho

Recetas todas ellas muy fáciles de hacer que mantienen el tomate como elemento base, aunque contienen también algunas de estas apetitosas frutas de verano ¿Te animas a preparar alguno de estos deliciosos gazpachos con frutas,verduras y hortalizas? Seguro que en casa triunfas con ellos, para comer, cenar, o incluso preparados en bonitos vasitos para alguna fiesta que tengas este verano.